WEB personal con 32104 páginas, 133386 imágenes
 Inicio 
 Sitios 
 Setas 
 Otras 
Sitios > Provincia de Jaén > Jaén
Senda de los Huertos
Caminos o calles
ImprimirInformaciónMandar
AnteriorSenda de los Huertos - Senda de los Huertos. Foto antiguaSiguiente
Foto antigua
Escucha este texto[Escucha este texto]
  • La Senda de los Huertos se extendía desde el Puente de Santa Ana hasta el Puente de la Alcantarilla.
  • Corría paralela al Barranco de los Escuderos.
  • Fue durante siglos uno de los patrimonios paisajísticos de la ciudad de Jaén.
  • En ella se han localizado restos romanos, musulmanes,... incluso dice la tradición que allí existió un oratorio mozárabe.
  • Era el paisaje de huertos y jardines en terrazas, colgantes, lo que le daba a la Senda su seña de identidad.
  • Históricamente aquellos huertos y piezas eran propiedad de eclesiásticos y ricos hacendados. Bajo el conocido como Arrabal de las Monjas por la margen de mediodía del arroyo, la Calle Cañuelo de Jesus limitaba con una pieza de tierra de ocho celemines (alrededor de 4200 metros cuadrados, casi media hectárea) propiedad en 1752 de don Juan Luis Olmedo, presbítero abogado de los Reales Consejos como parte del vinculo que heredase de Francisco Gutierrez de Quesada. Tenía una moraleda con diecisiete morales y tres álamos negros de primera calidad. Lindaba por levante con la madre de las aguas que bajando del Cañuelo se dirigía a los huertos con los que limitaba por poniente, el primero del caballero veinticuatro don Alonso Carrillo Tellez y Monroy, hacendado labrador emparentado con los Mírez. Por el norte limitaba con la Calle Cañuelo pero por el sur lo hacia con un camino que descendía barranco abajo hacia los huertos. Aquel camino era el llamado Senda de los huertos. No era el único camino que por allí pasaba. Mas abajo un ruedo de secano, éste del cabildo catedralicio y aun mayor, de nueve celemines, confrontaba a levante y poniente con tierras de los clérigos de la magdalena, y mientras al sur lindaba con el arroyo de los Escuderos por el norte lindaba con el llamado Camino del Cerezo, existente aun hoy en día, y que bajaba por allí a la Puente del Cerezo sobre Recuchillo, junto al Zumbel. Ademas otros caminos se citaba pasaban por allí. Junto al puente de la Alcantarilla y desde el norte ascendía el camino de la Fuente de la Peña, y desde el Molinillo Valparaiso abajo, ascendía barranco arriba la Vereda de los Escuderos.
  • La reforma del ilustrado Deán Mazas, deán del cabildo de la Iglesia Catedral, convirtió a la Senda en el siglo XVIII en el paseo de moda de la ciudad.
  • Pero el paisaje idílico de la Senda de los Huertos, que contribuyó a crear el Deán Martínez de Mazas, no perduró muchos años tras su muerte.
  • Fueron principalmente los combates que tuvieron allí lugar durante la Guerra de la Independencia los que destrozaron gran parte del paisaje de la Senda, lo mismo que otros combates en 1823 entre las tropas absolutistas y del general Riego, en la frustrada retirada de este general liberal y sus tropas, pues días después Riego fue capturado y llevado al patíbulo.
  • La Naturaleza también contribuyó a deteriorar su entorno con la gran riada del arroyo de El Almendral el 27 de agosto de 1837.
  • Pese a todo, la Senda de los Huertos se recuperó y de nuevo volvió la tradicional imagen de hortelanos y paseantes junto al sendero que a la derecha del barranco surcaba entre huertos y olivares.
  • El paisaje pintoresco hizo que el lugar fuese uno de los primeros en ser fotografiado para las primeras tarjetas postales que se hicieron en Jaén.
  • Muchos pintores recogieron la Senda en sus lienzos.
  • Tampoco los literatos pudieron escapar a su embrujo y la plasmaron en sus prosas y versos. Como el poema de José de la Vega Gutiérrez, el poemario "Por la Senda de los Huertos" (1962) de Federico de Mendizábal, o la novela de Eufrasio Alcázar Anguita, titulada "La Senda de los Huertos" (1925); además de Alfredo Cazabán, González López, Chamorro Lozano, López Pérez,...
  • La Senda continuaba a través de huertos distribuidos en bancales, tras los cuales se disponían los muros abalconados de los patios de las casas de la ciudad, sobre las que sobresalían las torres de la Catedral.
  • Junto a estos huertos estaba el antiguo Acueducto del Carmen de origen romano.
  • La belleza y encanto de esta zona, a las afueras del casco urbano de la ciudad, llevó a edificar espléndidas caserías en estos huertos.
  • Con el tiempo el barranco y la bella Senda de los Huertos se convirtieron en un basurero.
  • A partir de la década de los sesenta del siglo XX la expansión del casco urbano aconsejó el encauzamiento y embovedado del barranco, por entonces prácticamente seco, debido a la edificación de los barrios de San Felipe, El Tomillo y El Almendral, que acabaron con las fuentes de agua que alimentaban el arroyo.
  • Hoy día, la ronda Sur cubre el puente de la Alcantarilla y la Calle Senda de los Huertos el barranco.
  • Todavía en la Plaza Donantes de Sangre se pueden observar un antiguo muro de piedra de los que guardaban las antiguas huertas y patios traseros de las desaparecidas casonas.

Contadores
Página confeccionada por Francisco Miguel Merino Laguna
Ver 2-19082600