Orden de Caballería - . InicioWEB personal con 29523 páginas, 119180 imágenes
 Inicio 
 Sitios 
 Setas 
 Otras 
Historia
Orden de Caballería
ImprimirInformaciónMandar
Orden de Caballería - .
Escucha este texto[Escucha este texto]
  • Con el fin de prestar asistencia y protección a los peregrinos en Tierra Santa, por un lado, y de extender, propagar y defender la fe, por otro, nacen allí comunidades de monjes-soldados que se convierten en el ejército permanente del reino de Jerusalén.
  • Las más importantes son los Hospitalarios, los Templarios y los Teutónicos.
  • Los caballeros de San Juan de Jerusalén (llamados después de Rodas y de Malta), conocidos por Hospitalarios, fueron fundados en 1070 por comerciantes de Amalfi.
  • En 1118, Hugo de Payens, fundó la de los Templarios. Como misión tuvieron la custodia de los caminos entre Jaffa y Jerusalén. Llegó ésta a ser muy rica y poseer grandes extensiones y fortalezas por toda Europa. En 1312 fue suprimida en toda la cristiandad.
  • La Orden de los Hermanos del Hospital de Nuestra Señora de los Alemanes de Jerusalén (Teutónicos), fue confirmada por el papado en 1191. Se mantienen durante un tiempo en Palestina, pero al caer los principados francos en poder de los infieles se trasladan a Prusia, para luchar contra los paganos.
  • Fundadas las mencionadas órdenes militares con motivo de las cruzadas, también nacen en España, por el carácter de cruzada que reviste la Reconquista, de forma especial a partir del siglo XI, con la llegada de las sucesivas oleadas norteafricanas (almohades, almorávides, benimerines...). Así nacen, sucesivamente, las de Calatrava, Santiago, Alcántara y Montesa.
  • Las órdenes militares fueron unas tropas de indudable valía, disciplinadas y eficaces. Unos pocos de sus caballeros suponían más que un contingente muy superior de mesnadas o milicias, por su profesionalización y particular modo de entender su papel de soldados profesionales.
  • Una faceta diferente y curiosa de las órdenes militares la constituye la de los Trinitarios. Fundada por Juan de Mata, un caballero provenzal que llegó a santo, recibió la aprobación del pontífice en 1198. Su misión consistía en procurar la redención de cautivos cristianos y lo épico de la misma consistía en el voto de sus caballeros de quedarse en el lugar de los cautivos en caso de necesidad para conseguir su liberación.

Contadores
Página confeccionada por Francisco Miguel Merino Laguna
Ver 2-18112801