Hipopótamo - Hippopotamus amphibius. InicioWEB personal con 29523 páginas, 119157 imágenes
 Inicio 
 Sitios 
 Setas 
 Otras 
Animales
Hipopótamo - Hippopotamus amphibius
ImprimirInformaciónMandar
Hipopótamo - Hippopotamus amphibius. CórdobaHipopótamo - Hippopotamus amphibius. CórdobaHipopótamo - Hippopotamus amphibius. CórdobaHipopótamo - Hippopotamus amphibius. Córdoba
Hipopótamo - Hippopotamus amphibius. CórdobaHipopótamo - Hippopotamus amphibius. Córdoba
Escucha este texto[Escucha este texto]
  • gr. Ιππος (hippos), "caballo" y Ποταμος (potamos), río; caballo de río
  • Gran mamífero artiodáctilo herbívoro
  • Habita en África.
  • Es uno de los dos miembros actuales de la familia Hippopotamidae el otro es el hipopótamo pigmeo (Choeropsis liberiensis).
  • Los griegos de la época clásica designaban a este animal como caballo de río, los árabes lo llamaban búfalo de agua y los antiguos egipcios cerdo de río.
  • El hipopótamo es un animal semiacuático; habita ríos y lagos del África sub-sahariana en grupos de hasta 40 individuos.
  • Durante el día reposan en el agua o en el fango.
  • Tanto la cópula como el parto de este animal suceden en el agua.
  • Al anochecer se activan y salen a comer hierba.
  • Aunque los hipopótamos están juntos en el agua, el pasto es una actividad solitaria, aunque no son territoriales en la tierra.
  • Los animales pueden llegar hasta una longitud de 4.5 metros de largo y pesan de 1,500 a 1,800 kg los machos y de 1,300 a 1,500 kg las hembras.
  • En primer lugar, el hipopótamo se diferencia de los restantes mamíferos por la cabeza, que tiene una forma casi cuadrada, con orejas y ojos minúsculos y grandes narices oblicuas y arqueadas; la nariz y los otros órganos sensoriales constituyen los puntos más elevados de una superficie en la que la frente y la región facial se hunden, formando una concavidad.
  • El cuello es corto y robusto
  • El cuerpo alargado y enormemente grueso, con el dorso más elevado en la grupa que en la cruz y hundido en la parte central; el vientre amplio y redondeado, es colgante y llega a rozar el suelo cuando el animal camina por un terreno pantanoso.
  • La cola es corta y delgada (puede llegar hasta los 50 cm).
  • Extraordinariamente cortas e informes son las patas, con los pies anchos, provistos de cuatro pezuñas, y los dedos dirigidos hacia delante y unidos entre sí por membranas natatorias.
  • En la punta de la cola aparecen unas cortas cerdas, semejantes a alambres; el resto del cuerpo está casi completamente desnudo, ya que sobre la piel, de más de 2 cm de espesor, con pliegues en el pecho y en el cuello, sólo se aprecian algunos pelos cerdosos.
  • Los surcos de la piel, entrecruzándose entre sí, hacen que ésta aparezca como dividida en zonas de distintos tamaños, de color castaño rojizo muy oscuro en la parte superior del cuerpo y castaño purpúreo claro en la inferior.
  • Numerosas manchas castañas y azuladas, dispuestas con bastante regularidad, dan al conjunto un color muy vivo, que al quedar expuesto directamente a los rayos del sol adquiere un matiz gris azulado.
  • Su piel está especialmente adaptada para el agua: es lisa, grasienta y sin pelos.
  • Las profundas heridas que se infieren en las peleas raramente se infectan y cicatrizan rápidamente.
  • Los caninos de la mandíbula inferior tienen la apariencia de dos gigantescos colmillos, que a veces pueden superar la longitud de 50 cm y alcanzar un peso de 4 kg; son triangulares, curvados en forma de media luna, romos en su extremo y provistos de surcos longitudinales.
  • Los colmillos de la mandíbula superior son mucho más cortos y débiles, y también curvados y romos en su extremo.
  • Entre las peculiaridades del hipopótamo hay que señalar también su estómago, dividido en tres porciones o cámaras.
  • Posee depredadores, como el león, la hiena, y el cocodrilo en el caso de las crías.
  • Hoy día es preciso internarse mucho en África central para encontrar hipopótamos: incluso los que vivían en el Nilo han sido desplazados poco a poco hacia el centro del continente; es decir, hacia las fuentes del gran río.
  • Actualmente, habiendo desaparecido del todo de Egipto y de Nubia, el hipopótamo se encuentra distribuido irregularmente desde el alto Nilo hasta el Congo y Gambia y, hacia el sur, en varias zonas de África centromeridional.
  • En los ríos, donde el nivel del agua varía con las estaciones, lleva una vida nómada: al descender el caudal se encamina, en manadas, curso abajo, hacia la desembocadura; en cambio, cuando las lluvias lo aumentan, el hipopótamo se remonta hacia las fuentes.
  • Cuando en el río escasean las plantas que constituyen su sustento; entonces el hipopótamo se adentra en el bosque en busca de comida.
  • Los hembras y los machos jóvenes se ubican más o menos juntos en el agua. Los machos mayores se colocan alrededor de ellos, manteniendo prudente distancia, ya que son muy agresivos. Las peleas entre ellos son muy violentas, pero raramente terminan con la muerte.
  • La dieta de este animal se compone generalmente de vegetales, aunque se tiene constancia de que en ocasiones comen carne, principalmente carroña, pequeños animales o presas robadas a depredadores como leones, ya que su estómago también acepta alimentos cárnicos al igual que muchos de los animales de su mismo suborden.
  • En las proximidades de los poblados irrumpe en los sembrados y produce gravísimos daños, destruyendo muchas veces, en una sola noche, toda una plantación.
  • El hipopótamo no puede permanecer mucho tiempo inmerso en el agua sin respirar (5/6 minutos como máximo).
  • Cuando es molestado, sube a la superficie sin hacer ruido y respira despacio, dejando que sólo la nariz sobresalga del agua, de tal manera que muchas veces no se le ve.
  • Estos animales viven en sociedad; únicamente los machos viejos permanecen aislados.
  • Los hipopótamos viven en pequeñas manadas de no más de diez a quince ejemplares.
  • Algunos machos prefieren vivir solos.
  • Cuando se hallan en un río poco profundo excavan grandes hoyos en el lecho del río, en la misma dirección de la corriente, para hallar en ellos refugio si se ven amenazados por los cazadores.
  • El rebaño únicamente sale del agua durante el día en las regiones mas despobladas; como les gusta tomar el sol, los hipopótamos se tumban y dormitan cerca de la orilla, echados mitad en el agua y mitad sobre la tierra.
  • De vez en cuando los machos gruñen como los cerdos
  • Hacia el atardecer todo el grupo se anima: el gruñido de los machos cesa y se transforma en rugido, y todos se lanzan al agua para juguetear.
  • Nadan con habilidad sorprendente, se sumergen y se mueven en todas direcciones con una agilidad asombrosa.
  • En ocasiones se lanzan al agua desde una altura considerable.
  • En estado libre se sabe que la cría nace al iniciarse la estación de las lluvias, cuando la comida es más abundante y suculenta.
  • Es probable que también el padre vele por la prole.
  • La madre es fácilmente identificable, pues no aparta la vista del pequeño.
  • Los pequeños suelen ser amamantados dentro del agua.
  • A los tres años es apto para la reproducción, pero continúa su desarrollo corporal.
  • El hipopótamo es especialmente peligroso cuando defiende a sus crías.
  • Es uno de los animales más peligrosos del África y a él se deben la mayor parte de ataques humanos por animales en este continente, por delante incluso del cocodrilo del Nilo, las hienas o el león.
  • Los restos de hipopótamos abundan en los depósitos de África, Oriente Próximo y Europa (incluida toda Gran Bretaña al sur de York).
  • Sobrevivieron en la Península Ibérica hasta hace unos 30.000 años, y en islas mediterráneas como Malta o Chipre hubo especies enanas hasta el Neolítico.
  • En Madagascar y otras islas al este de África también se desarrollaron especies de pequeño tamaño, que desaparecieron a la llegada del hombre.
  • Todavía en la Edad Antigua estaban presentes en el Bajo Egipto y Palestina, pero hoy han desaparecido de esos lugares y tienen una distribución muy irregular a lo largo y ancho del África subsahariana, tanto en la sabana como en la selva, aunque el ser humano ha ido acabando con ellos día a día.
  • Una forma afín, pero mucho menor, el Hipopótamo enano o pigmeo también llamado Mali (Choeropsis liberiensis), vive en las selvas húmedas de África occidental, pero no en número muy abundante.
  • Las evidencias más antiguas de interacción de humanos con hipopótamos proviene de huesos con marcas de cortes para extracción de carne hallados en Herto Bouri datados en aproximadamente 160,000 años.

Contadores
Página confeccionada por Francisco Miguel Merino Laguna
Ver 2-18112801